Periodoncia

    La periodoncia es una especialidad medico-quirurgíca odontológica que estudia la prevención, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades y condiciones que afectan los tejidos que dan soporte a los órganos dentarios (encía, ligamento periodontal, cemento radicular y hueso alveolar) y a los substitutos implantados, para el mantenimiento de la salud, función y estética de los dientes y sus tejidos adyacentes.

    La enfermedad periodontal se manifiesta como una gingivitis (inflamación y sangrado de la encía sin afectar el hueso) o periodontitis, donde ocurre la destrucción del hueso que soporta el diente. Si no es tratado a tiempo puede ocasionar la pérdida de los dientes.





Preguntas Frecuentes


La causante de esta enfermedad infecciosa es la placa bacteriana dental que se acumula en los dientes si estos no se cepillan correctamente y que penetra entre el diente y la encía destruyendo el hueso de soporte.

Las bacterias juntamente con una predisposición genética familiar, con un sistema de defensa bucal disminuido o con tabaco, estrés u otros factores de riesgo predisponentes, produce inflamación de las encías y destrucción del hueso que soporta a los dientes. Cambios hormonales como los que se producen durante el embarazo y la pubertad, enfermedades sistemáticas como Diabetes mellitus, SIDA, etc… y algunos fármacos pueden también predisponer a sufrir enfermedad periodontal.




La enfermedad periodontal progresa hasta perder los dientes, hueso y encía alrededor. Con el impacto estético y funcional que esto conlleva. Antes de llegar al extremo de perder dientes, se producen una serie de cambios que producen pérdida de tejidos de soporte dental y que conllevan a mayor riesgo de presentar sensibilidad dental y por tanto problemas a la masticación o al tomar alimentos y bebidas frías y calientes. Debido a la pérdida progresiva de hueso, aparece visible la raíz de los dientes, éstos son perceptiblemente más largos y conduce a problemas estéticos y de sensibilidad dental entre otros, ya que el cemento radicular, que es el tejido que recubre la raíz de los dientes, no está preparado para estar en contacto con baterias, alimentos, y cambios de temperatura que experimentamos en la boca. El edentulismo (pérdida de dientes), puede generar problemas masticatorios, estéticos o incluso psicológicos.




La periodontitis es una infección bacteriana por lo que se puede contagiar. No se ha demostrado contagio entre parejas ocasionales pero si entre las que conviven durante años, si estas son susceptibles. Se aconseja que si usted tiene esta enfermedad, su pareja realice una revisión periodontal para descartar una periodontitis.




Si se sospecha la aparición de síntomas de inflamación de las encías, es conveniente realizar una visita a tiempo al periodoncista que es el especialista de enfermedades de las encías, el cual diagnostica, instaura un rápido tratamiento y previene la pérdida dentaria. La aparición de enfermedades de las encías se puede prevenir con una buena higiene dental diaria y con un control por parte del dentista o periodoncista.

Es muy importante acudir regularmente a las visitas de mantenimiento para la limpieza y pulido de los dientes. El dejar de fumar es una excelente medida preventiva.



Volver Atrás